lunes, 7 de abril de 2008

A proposito de las croquetas de cocodrilo

Me llega a través de la AAMI el artículo Croquetas de cocodrilo.
Tras leerlo, y recordar anécdotas culinarias discrepo en un par de temas. Yo comí cangrejo, tanto en Kogo como en una playa muy cerquita de Bata. Estaban buenísimos, y ellos también los comen, aunque es verdad que a nosotros nos llamaban más la atención. Y también comí pangolín, en Bata, en un restaurante en frente del Mercado del Reloj. Era un guiso y aunque no sé qué parte en concreto me pusieron, creo que había algo del lomo.

En cualquier caso el libro tiene muy buena pinta y no me extrañaría demasiado que algún y alguna guineana de los que están en Cataluña no aproveche la abundancia de gatos que por aquí tenemos para darse un comilona de vez de en cuando.

1 comentario

AzRi3L dijo...

hmmmm tendria que tener mucha hambre para comerme un gato... pero tal y como decíamos el otro dia es una toteria, todos los bichos son comestibles y si algunos no los comemos es por prejuicios absurdos.